//
you're reading...
Colaboradores, De interés

“No, yo creo que no”

Como continuación del post “Internacionalización si, claro, aunque ¿Estamos preparados?”, me gustaría aportar mi humilde visión, mi experiencia adquirida durante mis años de profesión, la cual me lleva a decir que NO. Gran parte de las empresas españolas no están preparadas para la internacionalización, aunque no se debe generalizar, ya que hay empresas con un gran equipo de compras y/o logístico que les lleva hacia la senda de un exitoso crecimiento más allá de nuestras fronteras.

Creo que es evidente pero “el mercado nacional está agonizando” . Cada día es más común ver como las ventas caen de manera progresiva en casi todos los sectores, los impagos siguen en aumento y las empresas se ven obligadas a cerrar por falta de liquidez, por lo que la vía de escape es buscar nuevas salidas a la producción y esa salida son, los mercados exteriores.

¿Qué hay que hacer para exportar? Esa debe ser la principal pregunta del gerente de una mediana-pequeña empresa que nunca se haya planteado ni siquiera que pueda haber un mercado potencial fuera de sus fronteras. A esa pregunta, la seguirán muchas otras como ¿Cómo contacto con clientes extranjeros?, ¿Cómo me aseguro que me van a pagar?, ¿Tendrá éxito mi mercancía en otros países de culturas tan distintas a la nuestra? Y un largo etcétera de preguntas sin respuesta, seguidas de dudas, miedos, lo que desemboca en “mejor me quedo como estoy y ya vendrán tiempos mejores…” . Pues bien, trataré de plasmar muy brevemente diversas fórmulas que un empresario emprendedor debería conocer, antes de siquiera plantearse dar el salto.

Lo primero que se debe de realizar es una pequeña prospección en el mercado donde se desea comenzar y, para ello, hay eventos muy útiles como ferias internacionales o empresas de internacionalización -como es en este caso IQ Solutions- que tienen las herramientas y medios suficientes como para asesorar a una compañía sin demasiada experiencia en la exportación.

Seguidamente se debe decidir si formar un equipo de comerciales con experiencia suficiente en los países donde se pretende exportar o contratar a personal autóctono para el cual resultará más sencillo relacionarse con gente de su mismo país. En el caso de una empresa que comienza a expandir sus ventas, lo más recomendable es externalizar los servicios en compañías especializadas, dado que no tienen un coste fijo de personal y que van a tener un servicio y asesoramiento personalizado.

Así mismo es vital conocer los términos de compraventa empleados en las relaciones internacionales, conocidos como Incoterms, ya que un mal uso de un incoterm puede desembocar en graves daños para la compañía. Tambiénes interesante dominar las diversas formas de pago, puesto que hay algunas como el crédito documentario, que aseguran el cobro al vendedor y la recepción correcta de la mercancía al comprador.

Para finalizar, diré que es imprescindible un cambio de mentalidad de los empresarios, ya que es completamente necesario para la economía del país que gente emprendedora apueste decididamente por la internacionalización y que la circulación del dinero se vuelva a activar. Por supuesto hay muchas más formulas para empezar a exportar, pero ya las iremos viendo y profundizaremos sobre cada una de ellas.

Ruben Mora Marco

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: